Maria Santi

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Mi proceso tiene sus raíces en mi sentimiento por el material y por transformar esos materiales

El “pensamiento de manos” consiste en una serie de piezas construidas a partir de un proceso de pintura, collage, bordado y costura tanto con máquina como a mano.

En esta serie, los fragmentos, recortes de mis otras pinturas,  inusuales y casuales se agrupan en configuraciones que resaltan las tensiones entre los materiales y tratan imágenes de la memoria de la cultura popular.

Cada pieza es el resultado de una transformación de la idea que tenemos a priori de lo que puede ser una naturaleza muerta. En mi aproximación está ese interes por lo doméstico, lo cercano y conocido que se materializa en la práctica repetitiva, constante, sostenida de lo que puede ser y lo que finalmente será. Me interesan la capacidad de mutación, el registro de una repetición, las secuelas y fragmentos de alguna secuencia, lo incongruente, el carácter único y múltiple, lo inquietante de la irregularidad, las posibilidades de vacíos, intersticios y fugas entre una cosa y otra.

En un juego de construcción y deconstrucción, de manipulaciones materiales y metafóricas, esta serie revela un acercamiento libre a un genero pictórico ampliamente desarrollado e invita a una nueva mirada y un deseo táctil.

Superponer y confrontar ideas complejas con procesos materiales que descubro en el camino, da como resultado una calidad superficial y una profundidad que me entusiasma.

Estas obras están realizadas con pintura, bordado y costura